miércoles, 31 de mayo de 2017

EEUU planeaba atacar Pekín, Moscú y Berlín durante la Guerra Fría


hispantv.com

EEUU planeaba atacar Pekín, Moscú y Berlín durante la Guerra Fría

 

 

 

HispanTV

Estados Unidos tenía una estrategia secreta durante la Guerra Fría que consistía en atacar poblaciones en varias ciudades del bloque soviético.
Así lo reveló un informe publicado el martes por The National Interest, citando a los investigadores del Archivo Nacional de Seguridad quienes indicaron que el Mando Aéreo Estratégico (SAC, por sus siglas en inglés) tenía un plan para atacar las ciudades del bloque Soviético o del Este, entre ellas Moscú (capital rusa) y Pekín (capital china).
El plan de SAC especificaba “la ‘destrucción sistemática’ de objetivos urbano-industriales del bloque soviético que específica y explícitamente apuntaban a la ‘población’ en todas las ciudades, incluyendo Pekín, Moscú, Leningrado —(cuyo nombre se convirtió en San Petersburgo después del colapso de la Unión Soviética— , Berlín Oriental (Alemania) y Varsovia (capital polaca)”, informaron los investigadores.
De este modo, prosiguieron, EE.UU. tenía como objetivo atacar intencional y directamente las poblaciones civiles en un conflicto con las normas internacionales de aquel entonces, que, añaden, prohibían ataques contra las personas e incluso las instalaciones militares con civiles cercanos.
En el documento de 800 páginas del Archivo de Seguridad Nacional de EE.UU. se puede ver listas de objetivos y sus números alfanuméricos asociados, contra cuales los planificadores de SAC planeaban atacar con 2130 bombarderos B-52 y B-47, aviones de reconocimiento RB-47 y cazas de escolta F-101.
El plan de SAC (EE.UU.) especificaba “la ‘destrucción sistemática’ de objetivos urbano-industriales del bloque Soviético que específicamente y explícitamente apuntaban a la ‘población’ en todas las ciudades, incluyendo Pekín, Moscú, Leningrado, Berlín Oriental y Varsovia”, informaron los investigadores del Archivo Nacional de Seguridad.
Además, el documento indica que también 376 misiles, incluyendo misiles de crucero nucleares y de alcance intermedio podrían ser utilizados. Sin embargo, precisa que los misiles —antes del desarrollo de los misiles intercontinentales en la década de 1960— tenían una posibilidad tan baja de destruir sus objetivos.
Por otro lado, la fuente sostiene que si la Guerra Fría se hubiera vuelto termonuclear, tanto Estados Unidos como la Unión Soviética habrían sido devastados.
ftn/ktg/msf