viernes, 16 de junio de 2017

Marina de EEUU: 4 pilotos del F/A-18 murieron por falta de oxígeno


hispantv.com

Marina de EEUU: 4 pilotos del F/A-18 murieron por falta de oxígeno



La muerte de cuatro pilotos en cazas F/A-18 Hornet se debió a un fallo registrado en el sistema del suministro de oxígeno, reporta la Marina estadounidense.
En su informe publicado el jueves, la Armada trata de explicar los casos de hipoxia registrados en la cabina de mando de los aviones modelo F/A-18 Hornet y T-45, según los medios locales.
El seguimiento de los problemas respiratorios en pilotos empezó a finales de marzo, cuando instructores en las bases en Kingsville, Texas, Meridian, Miss y Pensacola se negaron a sentarse al lado de estudiantes de la carrera en la cabina por "preocupaciones acerca del aire contaminado" que circulaba en la zona de control de los aviones y que producía hipoxia.
El almirante Bill Moran, número 2 de la Armada estadounidense, precisó que la Marina de EE.UU. ha recolectado información sobre las causas que provocaron la muerte a cuatro pilotos hace más de una década.
En el quinto caso, el piloto logró saltar del caza antes de sufrir los síntomas, que incluyen desorientación, falta de conciencia o la muerte, indicó la fuente.
“Tras estos contratiempos, se aumentaron los entrenamientos para detectar los síntomas (...) Los procedimientos subrayan la importancia de elegir la presurización (de la cabina) como primer paso. Una aplicación correcta de oxígeno de emergencia podría haber prevenido estos contratiempos”, se lee en el informe.
Tras estos contratiempos, se aumentó los entrenamientos para detectar los síntomas (...) Los procedimientos subrayan la importancia de elegir la presurización (de la cabina) como primer paso. Una aplicación correcta de oxígeno de emergencia podría haber prevenido estos contratiempos”, se lee en el informe de la Marina estadounidense.
La publicación añade que los fallos en el sistema de oxigeno en los F/A-18 Hornet aumentaron de 57 en 2012 a 125 en 2016, mientras que en lo que va de año se ha registrado 52 casos de hipoxia.
Los pilotos en cazas T-45 también han experimentado semejante experiencia. La hipoxia se ha elevado de 13 en 2012 a 38 en 2016, y en los primeros cinco meses de este año se han registrado 21 casos.
Aunque ninguno de estos últimos casos ha causado la muerte, los estudiantes que sufrieron este problema en T-45 no volvieron a volar.
ask/ncl/hnb