viernes, 16 de junio de 2017

Siria restaura la mayoría de yacimientos petrolíferos en Palmira


hispantv.com

Siria restaura la mayoría de yacimientos petrolíferos en Palmira

 

 

HispanTV

El Ejército sirio recuperó la mayoría de los yacimientos de crudo al norte de Palmira, tras liberar el estratégico campo de petróleo de Ark del dominio de Daesh.
Las fuerzas leales al presidente sirio, Bashar al-Asad, apoyadas por tropas aliadas, han logrado retomar el control de la mayor parte de los campos petrolíferos en el distrito de Badiya, de acuerdo con información publicada el jueves por la agencia local de noticias SANA.
Sobre la importancia estratégica de Ark, ubicado a 40 kilómetros al norte de la histórica ciudad de Palmira (Tadmor, en árabe), un comandante sirio explicó al medio que la expulsión del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) de ese yacimiento petrolífero ha elevado el nivel de seguridad del distrito.
El campo de Ark, que alberga muchos pozos de crudo, es esencial para impulsar la economía de Siria, dijo el militar sirio para luego resaltar que, con la recuperación de esta zona petrolera, la banda ultraviolenta ha perdido uno de los recursos más importantes, con el que financiaba sus actos criminales en el territorio sirio.
SANA, citando expertos militares, afirma que la expulsión de Daesh de Ark abre una nueva página en la lucha antiterrorista y marca el inicio de la expansión de las operaciones del Ejército sirio.
Además, prosigue la fuente, esta victoria allana el camino hacia nuevos logros ante los terroristas que se encuentran en la localidad de Al-Sikhnah, en la carretera que une Palmira a Deir al-Zur, ciudad a la que Daesh se refiere como su nuevo feudo.
Los extremistas takfiríes de Daesh podrían ser asediados en la zona, pues, las fuerzas sirias están avanzando hacia Badiya desde oeste de la provincia de Al-Raqa (norte) y el este de la provincia de Alepo (noroeste).
Desde la recuperación de Palmira en marzo, las tropas sirias y las de su aliado Hezbolá (Movimiento de la Resistencia Islámica de El Líbano) han llevado a cabo grandes operaciones para limpiar las aldeas vecinas, ampliar su dominio sobre los alrededores de esta urbe y debilitar la potencia ofensiva de Daesh.
Cabe recordar que la crisis, agravada por los grupos terroristas y sus patrocinadores, ha dejado desde 2011, más de 465.000 muertos y desaparecidos, según el llamado Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).
ask/ncl/hnb