jueves, 20 de julio de 2017

Estadounidenses temen amenaza norcoreana y desconfían de Trump


hispantv.com

Estadounidenses temen amenaza norcoreana y desconfían de Trump

 

 

HispanTV

Los estadounidenses se expresan preocupados por tensiones con Corea del Norte y en su mayoría cuestionan la capacidad de Donald Trump para manejar los riesgos.
Los resultados de un nuevo sondeo de los medios locales ABC News / Washington Post, publicados el martes, revelan que el 81 por ciento de los estadounidenses considera a Corea del Norte como una amenaza para Estados Unidos. De esta cifra, casi tres cuartas partes piensan en la posibilidad de una guerra a gran escala entre las dos naciones.
Por otra parte, el 63 por ciento de los encuestados no cree que el presidente estadounidense Donald Trump sea capaz de gestionar la situación y extraordinariamente, la mayor parte de ellos no confía en él “en absoluto”. El estudio indica que sólo el 36 por ciento sostiene que el magnate neoyorquino es un presidente de fiar.
Este tema es una cuestión bastante partidista ya que el 87 por ciento de los que expresaron su desconfianza fueron demócratas, el 66 por ciento entre los independientes y el 19 por ciento, los republicanos. De esta manera, los demócratas están más preocupados por una guerra a gran escala entre Pyongyang y Washington – 86 por ciento, frente al 68 por ciento de republicanos e independientes por igual.
Las diferencias generacionales es un elemento que influye en la opinión de los estadounidenses respecto al asunto preguntado: 87 por ciento de los que ve a Corea del Norte como una amenaza para EE.UU., son los adultos mayores de 40 años. No obstante, los adultos más jóvenes menos confían en Trump para hacer frente a la situación.
Entre los hombres y las mujeres, las últimas son mucho menos propensas a confiar en el inmobiliario para manejar la situación, 29 a 44 por ciento, como así también son más propensas a ver a Corea del Norte como una seria amenaza, del 73 al 59 por ciento.
La tensión entre Pyongyang y Washington se recrudeció con el inicio del mandato de Trump, que decretó el fin de la “paciencia estratégica” de EE.UU. respecto al programa nuclear y de misiles norcoreano, y no descartó incluso el uso de la opción militar contra el país asiático.
msm/ktg/krd/msf