jueves, 10 de agosto de 2017

La Unión Europea se prepara para una quiebra generalizada de todo el sistema bancario


diario-octubre.com

La Unión Europea se prepara para una quiebra generalizada de todo el sistema bancario

Octubrehttp://www.diario-octubre.com

Diez años después del desplome financiero de Lehman Brothers, con la entrega de cientos de miles de millones de dinero público a la banca a fondo perdido, la Unión Europea se prepara para una bancarrota generalizada del capital financiero.
Los planes de rescate no han servido para nada; ni siquiera han ganado tiempo. Los más grandes, sobre todo el Deutsche Bank, están a punto de hundirse y ya no hay más dinero que entregarles. El caso rciente del Banco Popular demuestra que no habrá más rescates.
El 28 de julio la agencia Reuters publicó un artículo titulado “La Unión Europea planea una congelación de las cuentas bancarias para prevenir el pánico por los bancos en dificultades”. El New York Timers habla de “colapso” del capital financiero europeo.
Desde comienzos de este año la Unión Europea prepara un plan para bloquear las cuentas corrientes en caso de que se desate el pánico entre los clientes, que no podrán sacar ni un céntimo del dinero que tengan depositado en los bancos por un periodo de cinco días, prorrogables por otros 15 más.
En el capitalismo es muy fácil acertar en todos los pronósticos; basta con hacer lo contrario de lo que enseñan en las facultades de economía: apostar por la quiebra siempre. Por lo tanto, los lectores deben empezar a visualizar lo que les ocurrirá cuando no puedan sacar su dinero del banco, ni acudir a los cajeros automáticos, ni utilizar sus tarjetas de crédito. Ni siquiera podrán pedir limosna pra coger el autobús porque nadie tendrá dinero contante y sonante.
Si creen que eso es ciencia ficción, no tienen más que recordar a Argentina, o a Chipre, o a Grecia. Si Ustedes han creído por un momento que el dinero que tienen en el banco es suyo, están totalmente equivocados: lo que tienen es un derecho de crédito contra el banco, es decir, Ustedes unos acreedores más. Para cobrar pónganse a la cola junto con los otros.
¿Confían Ustedes en que los depósitos están asegurados hasta los primeros 100.000 euro? En efecto, tienen razón, pero eso no les garantiza nada: en toda Europa no hay suficiente dinero, ni público ni privado, para garantizar el pago de esos depósitos.