miércoles, 26 de julio de 2017

La Constituyente y la necesidad de justicia


psuv.org.ve

La Constituyente y la necesidad de justicia


Por: Ildegar Gil
El presidente Nicolás Maduro informó que está lista la cárcel, para un sujeto que ha mandando a la muerte a decenas de venezolanos y venezolanas involucrados en sus llamados a las guarimbas. No dio nombre, y no hizo ni hace falta: todas y todos sabemos de quién se trata. Celebré el anuncio, y le añado que junto a ese verdugo de vidas inocentes, deben ir otros. También otras, igualmente identificadas por la población.
La máxima del Jefe de Estado, fue a raíz de sus esperanzas por la Asamblea Nacional Constituyente, ANC, que se elegirá el venidero domingo 30 de julio. En esa Constituyente, también cifro mis ilusiones por justicia. Entiendo que la ANC sustituye a la Asamblea Nacional (en desacato desde hace más de un año y por lo tanto ilegal), y en consecuencia las y los diputados, lógicamente también en desacato, perderán su impunidad, perdón, su inmunidad, y quedarán a merced de la ley.
Clamo justicia –y cárcel, por ende-  por los casos de unos y otros. Por la muerte del manifestante que enfrentaba al GNB, pero también contra el encapuchado que lanzó un mortero para asesinar a ese mismo GNB.
Por la abuela que murió asfixiada en su cuarto, al no poder salir a la clínica por culpa de quienes secuestraron la calle de su casa.
Por quienes perecieron en las barricadas, ajenos a lo que ocurría.
Por quienes pagaron con sus vidas, el “pecado” de ser chavistas.
Por quien fue rodeado de gasolina y fuego, por tener oscura la piel y atreverse a caminar entre “blancos”.
Por quienes tuvieron el infortunio de estar cerca de los disturbios, y ser blanco de una bala “perdida”.
Por quienes perecieron al ceder a la condición de humanos, y “entrepitear” lo que ocurría, para no regresar a casa nunca más.
Por quien fue asesinada al recibir el impacto de un objeto contundente, caído sobre su cabeza luego de la orden un sociólogo sicópata que huyó luego de su crimen.
Como Maduro, también espero por el día de la aplicación severa de la justicia. La Constituyente debe ponerle nombres, a las celdas de las y los delincuentes que planificaron la mortandad.
¡Chávez vive…la lucha sigue!
Ildegargil@gmail.com